Taller Reto de los 21 Días
Como Sanar y Activar tu Abundancia
Conectando con la Energía de los Ángeles.

TAREA NRO. 5:

Los 7 Arcángeles.

Los 7 Arcángeles, sublimes espíritus cuya existencia está plasmada en diversas religiones y culturas espirituales. Seres plenos de luz. Símbolo de la representación celestial. Mensajeros de Dios cuya misión es proteger y cuidar a los hombres en sus avatares por la tierra.

El término «Arcángel» puede ser encontrado en el Nuevo Testamento utilizando el idioma griego para nombrarlo. En base a las traducciones desprendidas de ese idioma se ha llegado a la conclusión que debido al prefijo «arc» que indica superioridad o jefatura sobre un grupo, su significado se refiere a: ángel jefe o principal, que gobierna, que dirige, que ostenta un alto rango, o lidera.

Ahora bien, si lo vemos desde el punto de vista de sus cualidades sagradas o angelicales, ese término puede ser relacionado con la palabra traducida como: «ángelos» cuyo significado es: mensajero.

De tal manera, que al referirnos a un Arcángel estamos hablando de un ser celestial con una alta jerarquía, incluso superior al de los propios ángeles los cuales, son sus líderes. Es por ello, que cuando se hace referencia a los arcángeles se dice que son los que dirigen la milicia celestial conformada por los ángeles.

Según la Angelología los arcángeles constituyen uno de los siete coros dentro de escala angelical. Lo cual, los convierte en los penúltimos, seguidos por los ángeles.

En otro sentido, resulta importante destacar que en la Biblia también se hace referencia a los Arcángeles como «espíritu» develando su naturaleza espiritual que si bien posee una jerarquía tiene su origen común con las espiritualidades en general. De hecho, la manera textual para utilizar esa referencia se evidencia al observar cómo se encuentra escrito el término «espíritu» al referirse a los arcángeles, la palabra está toda en minúscula, motivado a que, cuando se escribe «Espíritu» comenzando con mayúscula se está haciendo referencia al Espíritu Santo.

La Iglesia católica oficialmente reconoce solo 3 arcángeles como tal, identificados como: arcángel Miguel, arcángel Gabriel y arcángel Rafael. Aunque en la Biblia encontramos múltiples referencia que indican que son 7 los arcángeles. Se puede constatar en el libro de Tobías, en el Apocalipsis, en el libro de Zacarías, entre muchos otros, donde se refiere de diversas maneras a los arcángeles pero siempre utilizando la misma cantidad.

Significado de sus nombres.

El Arcángel Miguel.

Es conocido como el jefe de los ejércitos celestiales o de Yahvéh. En su iconografía lo presentan portando una armadura de soldado romano, sosteniendo una espada en una mano y  la balanza del juicio final en la otra y pisando al demonio en señal de victoria del bien contra el mal. También conocido como «Príncipe de la milicia celestial». Es símbolo de la batalla del bien contra el mal. Es reconocido como el primero de los 7 arcángeles en prácticamente todas las religiones a excepción de la islámica.

El Arcangel Jophiel.

Su nombre es interpretado como: «amigo o deseo de Dios». Es representante de lo justo, lo imparcial y de la armonía. Por lo tanto, es el encargado de certificar que los ángeles y arcángeles estén laborando correctamente y de lo contrario publica el castigo para aquellos que se atrevan a ser transgresores de las normas de Dios. De igual manera, será quien ejecute las sentencias de los infames durante el juicio final. En el Libro de Enoc se le reconoce como el que le enseñó a Enoc las llamas ardientes que guían a los astros del cielo. Además, Jofiel es el Arcángel de la iluminación provocada por la inteligencia y la sabiduría, de la búsqueda de inspiración y de la concentración.

El Arcangel Chamuel.

Su nombre es interpretado como «trueno, amor o misericordia de Dios». Se le atribuye la custodia de los resucitados debido a que es el encargado de responder cuanto deben aguardar los justos por su recompensa. Es conocido como el Arcángel del amor, la unificación, la comodidad y los vínculos genuinos. Contribuye con la búsqueda y el encuentro del amor verdadero, e interviene en la estimulación de los sentimientos de tolerancia, comprensión, paciencia y demás virtudes necesarias para que las relaciones sean exitosas.

El Arcángel Gabriel.

Es conocido por su destacada labor de «Mensajero Divino» por anunciar a María que se encontraba en estado del hijo de Dios. Su nombre es traducido como: fortaleza de Dios. Su iconografía, sobre todo a partir de conocidas obras del arte bizantino como «El cuerno de Gabriel» lo describen como el portador de la trompeta que anunciará el regreso del Señor a la tierra y la resurrección de los muertos, sin embargo, en los relatos bíblicos no se especifica que sea el encargado de esa misión. Se le atribuye el patronazgo de las comunicaciones y por ende de todas las personas que ejercen la labor comunicacional, de los carteros, embajadores y diplomáticos.

El Arcángel Rafael.

Es reconocido como uno de los arcángeles que intervinieron con la restauración del evangelio. Destacado en misiones relativas a largos peregrinajes se le atribuye la potestad de proteger a los viajeros. Además, entre sus virtudes se encuentra la capacidad de sanación lo que lo hace protector de la salud. Se cree que fue el encargado de mantener las aguas sanadoras de la piscina de Bethesda mencionadas en el Evangelio de Juan. Sus dones también lo hacen partícipe en labores en las que a las personas se les dificulta conseguir el amor.

El Arcángel Uriel.

Guarda una marcada relación con los Querubines y Serafines, de hecho, se identifica como el querubín que se encontraba en las puertas del Edén, portador de espada ardiente que evita el acceso de los humanos al árbol de la vida. Sus dones le permiten tener muchas más atribuciones. Es el regente de las tierras y las iglesias de Dios. Es el ángel de la luz del sol y de las estrellas, de las poesías, el transformador que da la fortaleza ante las vicisitudes, de la prosperidad, la estabilidad laboral  y la bonanza económica.

El Arcángel Zadkiel.

Una de sus labores más importantes es vigilar a los pecadores, identificar las injusticias cometida en el plano terrenal y darle cuenta de ello a Dios. Este es el arcángel de la felicidad y de la libertad. Entre sus dones se dice es capaz de revertir las situaciones negativas en positivas contribuyendo a la salida de los problemas y situaciones complicadas en la vida. Representante de los sentimientos piadosos como el perdón que brinda fortaleza para continuar en la evolución de la vida.

Días que rigen:

Es necesario destacar que los arcángeles no se manejan bajo fechas específicas, más bien, su energía se identifica con un día de la semana, por lo tanto, para determinar quién es el ángel que podría ser considerado nuestro mayor protector debemos identificar qué día fue el de nuestro nacimiento.

Domingo: Arcángel San Miguel.

Lunes: Arcángel Jophiel.

Martes: Arcángel Chamuel.

Miércoles: Arcángel Gabriel.

Jueves: Arcángel Rafael.

Viernes: Arcángel Uriel.

Sábado: Arcángel Zadkiel.

Sin embargo, esto no quiere decir que esto sea limitante para solicitar la intersección de los otros arcángeles en situaciones relacionadas a sus labores, ya que ellos, siempre estarán prestos a la resolución de las situaciones relacionadas con los humanos.

Color de cada Arcángel y color de velas según corresponda.

Cada uno de los arcángeles posee características que los hace vibrar en mejor sintonía con ciertos colores, por lo cual, al momento de encenderle una vela lo más recomendable es que se utilice la adecuada para atraer su energía con mayor efectividad, como se detalla a continuación:

Arcángel Miguel: Se le invoca a través de las velas de color azul.

Arcángel Jophiel: Se le reza con velas de color naranja o dorado.

Arcángel Chamuel: Se le invoca con velas de color rosado.

Arcángel Gabriel: Se le solicita con velas de color blanco.

Arcángel Rafael: Se le asiste con velas de color verde.

Arcángel Uriel: Se invoca con velas de color amarillo o rojo.

Arcángel Zadkiel: Se le atiende mediante el uso de velas de color violeta.

A que Arcángel acudir dependiendo de mi necesidad.

Arcángel Miguel: Protector contra los enemigos. Nos ayuda a eliminar los miedos, los temores. Aleja a las personas que pretenden hacernos daño o hace que éstas cambien de intención. Guardián de los policías.

Arcángel Jophiel: Arcángel de la belleza. Nos ayuda a cambiar los pensamientos negativos por pensamientos de valoración hacia nosotros mismos y lo que nos rodea. Nos ayuda a ver lo hermoso que tenemos alrededor. Nos da claridad mental y estabilidad.

Arcángel Chamuel: El arcángel del amor. Favorece la comunicación entre la pareja y a eliminar cualquier tipo de resentimiento entre dos personas. Nos ayuda a manejar la soledad y a alejar la tristeza que podamos sentir por ella. Nos protege contra la envidia de otras personas y elimina la tristeza. Nos ayuda a atraer lo nuevo a nuestras vidas: nuevos amigos, nueva pareja, nuevo trabajo, etc.

Arcángel Gabriel: Este arcángel, además de ser el mensajero de las buenas noticias (recordemos que él anunció a la Virgen Maria sobre el nacimiento de Jesús), también ayuda a los artistas, los profesores, los comunicadores. Otra función muy importante: ayuda en todos los aspectos de la maternidad.

Arcángel Rafael: El sanador emocional y físico.  Protector de los enfermos. Protector de los viajeros. Cuida de la felicidad en el hogar.

Arcángel Uriel: Es el guardián del mundo mental. Si pedimos su ayuda nos puede enviar información adicional que nos permite tener mayor claridad mental para tomar buenas decisiones. Ayuda a los estudiantes al presentar los exámenes.

Arcángel Zadquiel: Nos ayuda a perdonar situaciones o personas por quienes nos ha sido difícil tener este sentimiento. Nos ayuda a liberarnos de cadenas que quizás nos estén impidiendo la realización en el amor y la verdad.

Oraciones para conectarte con cada uno de los Arcángeles.

CÓMO HACER LA ORACIÓN

Para realizar la oración a los siete Arcángeles, asegúrese de que está en un lugar tranquilo y con algunos minutos en privado, necesita estar concentrado. Como hemos mencionado en otros momentos el elemento fundamental en toda oración es la fe, en este caso fe en los arcángeles. Haga esta oración con amor a sí mismo y a los guías a los cuales acude.

La oración se puede hacer a un arcángel individualmente o para todos ellos, dependiendo la necesidad de tu pedido. Si realizas la oración a un arcángel en particular, deberás saber cuál es el indicado y que se relacione con el cumplimiento de tus demandas. por ejemplo si tu pedido es de amor la oración será para el arcángel más poderoso y conocido por su capacidad de abrir caminos en el campo amoroso, Miguel, él te ayudará a fortalecer la relación, a protegerte contra los engaños y a darte alegría y armonía en la relación.

Si por otra parte necesitas protección, atraer nuevas buenas energías, te recomendamos hacer la oración a los tres Arcángeles del «círculo de luz y protección» que son Miguel, Rafael y Gabriel.

De todas maneras, hacer la oración completa hacia todos los arcángeles es la mejor recomendación, además de brindarte una sensación de paz y tranquilidad, te conectará con los seres de luz que están siempre en los planos superiores para protegerte y auxiliarte.

Divino Arcángel Miguel

Poderoso Arcángel Miguel, guerrero de la luz, protégeme diariamente de todo mal.

Rodéame con tu rayo azul.

Aleja energías negativas y pensamientos de maldad emitidos hacia mí.

Que tu espada corte malas vibraciones, tu armadura cubra mi pecho.

Que los seres oscuros se abatan ante tu poderosa protección.

Concédeme ser portador de luz y valor en equilibrio.

Quítame los velos de la ignorancia y hazme portador de conocimiento.

Que tu luz poderosa como el sol me proteja e ilumine en todo momento, humildemente te pido.

Así sea.

Divino Arcángel Jophiel

Hermoso arcángel Jofiel, portador de sabiduría.

A cada momento para recibir la iluminación en cada uno de mis actos.

Para acceder a las ventanas del conocimiento en el mundo astral y material.

Que tu luminoso rayo amarillo me rodee y abra mi conciencia al autoconocimiento y al aprendizaje.

Abre mi entendimiento.

Que mi mente se expanda.

Que la sabiduría nazca de mi corazón.

Así sea.

 

Divino Arcángel Chamuel

Poderoso Arcángel del Amor, el secreto de la existencia humana.

Abre mi corazón al amor Universal, al amor a la divinidad.

Que sea manifestación de amor ante todo lo creado.

Ante mis semejantes, ante los animales, los árboles y una pequeña semilla y así, siendo el amor, eso mismo atraiga para mi vida.

Que tu rayo rosado se expanda por cada una de mis células para sembrar el amor en todo aquello que toque, en todo aquello que produzcan mis pensamientos.

Así sea.

Divino Arcángel Gabriel

Divino mensajero de los preceptos divinos.

Te pido me concedas inspiración para buscar la belleza en las etapas de la vida.

Que sean como los ciclos de la luna, distintos, pero siempre hermosos. Aumenta mi intuición para saber qué sendero tomar.

Que tu rayo blanco me ilumine para ser portador de luz.

Que mi presencia sea grata, mis palabras amorosas y mis sentimientos elevados.

Abre mis ojos y mis oídos ante la manifestación de la grandeza de la divinidad.

Así sea.

Divino Arcángel Rafael

Arcángel médico, que tu omnipotente rayo verde recorra mi mente para producir pensamientos sanos e ideas orientadas al bien.

Recorra mi cuerpo para mantenerlo en plenitud y buen funcionamiento y se expanda en mi espíritu para que esté siempre en contacto con seres de vibraciones elevadas.

Si he de enfrentar la enfermedad mía o de algún ser querido, entonces, divino arcángel Rafael, te pido intervengas con tu divina energía de sanación.

Que mi corazón produzca sentimientos de libertad y desapego.

Así sea.

Divino Arcángel Uriel

Divino Arcángel mensajero de la paz y el equilibrio.

Custodio de los templos de Dios.

Te pido inundes mi alma para que pueda sentir y transpirar paz siendo así parte digna del plan divino.

Que comprenda el ritmo de la vida. Te pido también abundancia, prosperidad y crecimiento para mí y todos los seres en el mundo.

Que triunfe mi alma sobre el mal y la oscuridad.

Así sea.

Divino Arcángel Zadkiel

Poderoso Arcángel del rayo violeta.

Te pido con humildad transmutes en mi vida todo lo negativo.

Que mi existir busque la transición en esta era de despertar espiritual.

Mi alma se sienta liberada de cargas.

Que mis pensamientos y sentimientos sean profundos y emitidos con consciencia.

Que tu flama violeta me haga más consciente y mejor ser humano cada día.

Así sea.

La oración a los siete Arcángeles, conviene que se haga completa. De acuerdo con las necesidades y  peticiones que tengas a un arcángel en particular la oración a los siete arcángeles también se puede hacer por separado.

Afirmación Día Nro 5:

Permito que mis ángeles me guíen en mis pensamientos, comportamientos, actitudes y creencias.

Describe a través de un mensaje en el Grupo de WhatsApp un Resumen del Aprendizaje Adquirido.

Escribe luego del resumen “Tarea Nro 5 Cumplida”. Además la fecha en la cual la realizas y tu firma.

Que tengas un excelente día, nos vemos mañana con el siguiente ejercicio.

[instagram-feed]